lunes, junio 19, 2006

La insoportable levedad del ser

Recuerdan 'El amor perjudica seriamente la salud'. La película de Pe, Ana Belén, Gabino Diego y otro que no me acuerdo, que narra el periplo amoroso de un hombre y de una mujer desde que se conocen en su juventud hasta su madurez... Es divertida, yo la ví en el cine de verano de mi pueblo y me gustó mucho, la verdad.

Pongo en antecedentes: ellos se conocen durante la famosa visita de los Beatles a España. Ella es una loca loca fan y él, el botones responsable del hotel donde los músicos se están alojando. Idas y venidas, ella que trata de colarse en la habitación de Lennon y él que trata de impedirlo... En fin, puede decirse que los Beatles propiciaron un extraño romance entre estos dos, después maduritos, jóvenes.
La trama de la película puede resumirse en un 'Ni contigo ni sin ti, tienen mis males remedios'... Y en uno de esos 'ni sin tí' asesisan al pobre Lennon.
Los dos muy entristecidos por la pérdida, acuden, cada uno por su lado, sin saber que el otro también lo está haciendo, al famoso hotel en el que comenzó todo. Es la escena que más me gusta de la peli. Supongo que ambos sienten que han perdido algo, que una parte de su juventud se ha muerto con Lennon, y entonces toman conciencia de que, en verdad, hay cosas que se pierden para siempre, y de que la búsqueda del tiempo perdido es inútil. Tempus fugit irreparabile.
Ayer volvieron a echar en Cuatro el último episodio de Friends. Ya lo ví en su momento, de hecho ayer me lo perdí por culpa de mi encantador trabajo... Pero recordé de nuevo la tristeza, la nostalgia que me embargó cuando contemplé el piso de Mónica vacío; para ellos, el tiempo había pasado también y dejaban atrás una parte de sus vidas irrecuperable... Me sentí como los protas de esa película cuando asesinan a Lennon, tomando conciencia de que hay cosas contra las que no se puede luchar. Es la insoportable levedad del ser, no?
Sé que sólo es una serie de televisión norteamericana y que puede parecer algo superficial sentir apego por ella. Pero Friends significa instituto; significa tardes de deberes que nunca llegan a hacerse; juegos; paisajes que llegan a ser tan familiares y que sin embargo, ya no nos pertenecen, en realidad, nunca lo hicieron del todo; rostros a los que ya no acompaña un nombre; notas clandestinas en el margen de los cuadernos, que a veces ya no entendemos bien a qué hacían referencia; apuestas con pago todavía pendiente... Es tanto lo que se pierde, dice Javier Marías. Y tiene razón.

Todos y cada uno de los capítulos de la serie me han hecho pasar divertidísimos momentos. Cada anécdota, cada gesto, cada peculiar personaje forman parte de mi imaginario, e incluso, a veces, he creído vivir en mi propia carne lo que antes les ha sucedido a ellos... ¿Estás borracha? Lo suficiente para saber que quiero hacerlo y no tanto como para que te tengas que sentir culpable... Pero, y por seguir con las series (aunque ni punto de comparación), Nada es para siempre...

6 comentarios:

Zarzamora dijo...

Yo estoy ahora viendo todas las temporadas de FRIENDS en inglés...fite.

Jose dijo...

Amore, no tengo la cabeza pa dejar comentarios porque casi ni me da pa leer pero, aún así, quiero dejar rastro de mi paso tácito pero entusiasmado por tu segundo universo paralelo.

Por cierto, una cosa curiosa de la que me he dado cuenta. Yo siempre pongo un punto al final de los títulos de los post y tú nunca. Querrá eso decir algo? Nunca me había fijado hasta ahora.

Besos.

Ra Rendón dijo...

Mil gracias por recomendar mi blog. Me ha hecho una ilusión terrrrrribleeee. Un bezito, wapetona.

Raquel Rendón

Ra Rendón dijo...

Mil gracias por recomendar mi blog. Me ha hecho una ilusión terrrrrribleeee. Un bezito, wapetona.

Raquel Rendón

Raquel Rendón dijo...

Mil gracias por recomendar mi blog. Me ha hecho una ilusión terrrrrribleeee. Un bezito, wapetona.

Raquel RendónRaquel Rendón

La Mala Vida dijo...

¿Te has dado cuenta de que las dos hablamos con nostalgia del fin de Friends? No sé si has leído mi blog, pero encontrarás también en él mi pena y mi pesar. Y, ya sabes, como dicen nuestros Friends "I´ll be there for you...".